[Volver al índice de obras]

Había una vez una señora llamada Ana, vivía en Lima sola porque sus dos hijos, una mujer llamada Rubí y un hombre llamado Jorge, se habían ido a Arequipa a vivir con su familia.
Una noche la señora escuchó a un gato aullar fuera de su ventana, la señora abrió su ventana y vio que el gato estaba mojado y la señora lo dejó entrar.
Pasaron los días y la señora se encariño con el gato y el gato de ella todos los días la señora cuando cocinaba le daba de comer primero al gato, un día la señora recibió una llamada de sus dos hijos que le decían que vaya a visitarlos a Arequipa.
La señora les dijo que si iría a visitarlos a Arequipa pero la señora no sabía con quién dejar  a su gato hasta que le dijo a su vecina llamada Juana que cuide de su gato y le respondió que si cuidaría de su gato muy bien.
La señora llega a Arequipa abrazo a sus dos hijos y a sus nietos, dos de parte de su hija y uno de parte de su hijo, y les dijo que los extraña mucho pero su hija le dijo que debe venirse a Arequipa a vivir con ella, pero la señora respondió que no porque ella quiere morir en su casa y no en otro sitio, además tengo alguien con quien estar que es mi gato.
Su hija le dijo que si algún día cambiara de opinión vaya a su casa, pero la señora le dijo que eso no pasaría porque ella no se iría de su casa.
La señora se quedó en casa de su hija por un mes, cuando la señora volvió a Lima a su casa abrazo muy fuerte a su gato, y le agradeció a su vecina Juana por cuidar de su gato.
Pasaron los días y su hija de la señora llamo a su mama y le dijo que la iría a visitar a su casa y la señora le dijo que ya cuando su hija llego a casa de su mama la abrazo y le dijo a su mama que se quedaría por dos meses.
Cuando la señora sirvió la comida el gato pensó que le serviría primero a él, como siempre lo hacía, pero le sirvió primero a su hija y el gato al ver que primero le sirvió a su hija, el gato no quiso comer la comida que le sirvió la señora Ana.
La hija de la señora Ana se encontró con sus amigas de niñez y quedaron para que vayan a la discoteca, entonces Rubí le dijo a su mama que iría con sus amigas a una discoteca a las 10pm. Y su mama le dijo que vaya, pero que no regrese muy tarde a la casa cuando la señora Ana se puso a dormir, su gato se subió a su pecho y con su cola a la señora Ana la ahorco lentamente y la mato.
Cuando la hija de la señora Ana regreso vio a su mama muerta y Rubí cuando miro a la ventana, vio al gato y luego el gato se fue después de tiempo le llego los resultados del examen forense y decía que su mama murió por ahorcamiento. Una noche rubí dormía y sintió que algo había en su pecho abrió los ojos y vio al gato y la estaba ahorcando con su cola, pero Rubí se defendió del gato y lo envolvió con una sábana luego ella llego a la conclusión que el gato había matado a su mama, y ella lo llevo al veterinario para que le pusieran una inyección a gato y luego murió.

Seudónimo: Lady