[Volver al índice de obras]

Había una vez una chica muy joven llamada Nicole que vivía en México junto con sus papás y sus dos hermanas; un día su papá tuvo que viajar por motivo de trabajo, su esposa e hijas no querían que se fuera pero él se fue porque sabía que el dinero no alcanzaba para comer y quería darles una mejor vida.
Al irse de viaje en la noche, en el camino sufrió un accidente pues el bus en el que viajaba se había volcado en una quebrada; su esposa al enterarse del accidente no sabía cómo contarles a sus hijas, así que decidió quedarse callada para que sus hijas no sufrieran por la muerte de su padre.
Pero el silencio de la madre duró muy poco pues a ella le dolía ver a sus hijas ansiosas esperando un mensaje de su papá; la madre no pudo contener sus lágrimas y lloró desconsoladamente, Nicole muy preocupada por su mamá se acercó a ella y le preguntó por qué lloraba, la madre con lágrimas en los ojos le respondió que estaba así porque no podía seguir callando la muerte de su padre; Nicole al oír esto se puso a llorar y le prometió a su mamá con lágrimas en los ojos, que se haría cargo de los gastos de la casa y que nunca les iba a faltar nada porque ella iba a trabajar, la madre de Nicole no dudó en abrazarla y agradecerle por la fuerza y motivación que le daba con sus palabras.
Al día siguiente Nicole se despertó muy temprano, salió a las calles a buscar trabajo; ya sea de mesera, cocinera, ayudante, personal de limpieza, barrendera…pues no contaba con ningún título profesional.
Caminó y caminó todo el día sin parar, pero no encontró ningún empleo para ella; Nicole estaba muy triste porque si no conseguía trabajo su mamá y sus hermanas no tendrían qué comer.
Pasaron varios días y Nicole no conseguía trabajo, hasta que por andar distraída caminando y mirando avisos en las paredes chocó con un chico que parecía empresario; le pidió disculpas y éste le dijo que no se preocupara pues él tenía la culpa por cruzarse en su camino.
Nicole muy avergonzada lo miró, el chico tomó su mano y le pidió que por favor acepte almorzar con él; Nicole aceptó almorzar con él, se fueron a almorzar al mejor restaurante. El joven se presentó, le dijo que se llamaba Francisco y Nicole también se presentó, le contó sobre su papá y todos sus problemas.
Francisco conmovido por las palabras de Nicole decidió brindarle su apoyo, lo primero que hizo fue darle trabajo en la empresa de su papá; Nicole muy feliz y con lágrimas en los ojos le agradeció por la ayuda que le estaba dando y lo abrazó, Francisco se puso muy feliz al ver sonreír a Nicole, terminando de almorzar la llevó a su casa.
Nicole al llegar a su casa les contó a su mamá y a sus hermanas lo que le había pasado, ellas se alegraron mucho al escuchar lo que les contaba Nicole.
 Al día siguiente Nicole se levantó muy temprano, se cepilló, se bañó, se peinó y se cambió con una ropa presentable para irse a trabajar.
Al llegar a la empresa buscó a Francisco, pero no lo encontró pues él solía llegar tarde a trabajar. Pasaron varias horas y Nicole se cansó de esperarlo, así que decidió irse a su casa. Al entrar al ascensor se encontró con Francisco y éste le preguntó por qué se estaba yendo, ella le respondió que ya era tarde y no podía seguir esperándolo pues estuvo desde muy temprano en la empresa y no lo vió.
Francisco le pidió disculpas por la tardanza y ella le dijo que no se preocupara; entonces Francisco la tomó de la muñeca y la llevó a la oficina de su padre.
Francisco habló con su papá y le pidió que por favor le dé trabajo a Nicole porque era una pobre muchacha que se quedó sin papá y tiene que pagar los gastos de su casa; Lucas el padre de Francisco se quedó sorprendido por la ayuda que su hijo estaba brindando a la joven (Nicole); no le quedó mas que aceptar la petición de su hijo Francisco.
Nicole le agradeció mucho al padre de Francisco por darle trabajo; Francisco la llevó con la recepcionista de la empresa y le pidió que le entregara un uniforme de trabajo a Nicole porque ella iba a ser su nueva secretaria.
Al terminar Nicole su trabajo se alistó para irse a su casa; Francisco la vió, se ofreció a llevarla a su casa porque ya era tarde y era peligroso que ella anduviera por las calles de noche; Nicole aceptó que la llevara y al llegar a su casa se despidió de Francisco con un gran abrazo de agradecimiento.
Francisco al irse a su casa, recibió una llamada de Lucas, su padre, pues a él le urgía preguntarle algo; entonces Francisco fue a la casa de su padre para hablar con él.
Al entrar lo encontró a su papá sentado en el mueble esperándolo para que hablaran; su papá le preguntó a Francisco si lo que sentía por Nicole era sólo cariño, pero Francisco le contestó que no sólo sentía cariño por Nicole, pues con ella fue cicatrizando la herida que dejó Sofía, su ex novia, ya que murió en un accidente de auto.
Lucas al escuchar a Francisco lo abrazó y le dijo que si en verdad ama a Nicole que se lo demuestre, pues ella aún no sabe de la existencia del gran amor que le tienes; Francisco agradeció a su padre por el consejo que le dió.
Al día siguiente Francisco buscó a Nicole para decirle lo que sentía por ella desde el primer día que la vió; pero no la encontró pues a su hermana la atropellaron y ella había ido a donarle sangre.
Francisco no tenía cómo contactar a Nicole, pasaron los días y él no sabía nada de ella.
Un día Francisco recibió una llamada, era la de Nicole; él se puso muy feliz y la citó en la cafetería que estaba al frente de la empresa, Nicole aceptó y lo fue a esperar en la cafetería.
Francisco al llegar a la cafetería la buscó y la encontró sentada en una mesa muy alejada de la puerta, lo primero que hizo fue preguntarle por qué no fue a trabajar, Nicole le contestó que su hermana estaba en el hospital, tenía que donarle sangre y estar con ella para que no se sienta sola; Francisco al escucharla la abrazó y la tomó de las dos manos, diciéndole que era la mejor hermana y mujer que había conocido, Nicole se sentía rara porque Francisco la miraba diferente con unos ojos brillosos y ella no sabía cómo corresponder a la mirada de Francisco.
En ese momento Francisco le dijo mirándola fijamente a los ojos que sentía algo por ella, pues él antes de conocerla tuvo una novia llamada Sofía con la que tuvo una relación de 5 años y estuvo a punto de casarse con ella, pero Sofía sufrió un accidente de auto y desde ese momento él quedó destrozado con la partida de su novia, no quería saber nada de amor; Nicole al escuchar a Francisco se quedó sin palabras y lo único que hizo fue darle un beso para que sepa que ahora la tendrá a ella para apoyarlo.
Francisco le agradeció por la oportunidad que Nicole le daba y le prometió que la haría la mujer más feliz del mundo, que nunca le faltaría amor y estaría siempre con ella cuidándola.
Nicole desde ese momento fue la mujer más feliz del mundo pues tenía al mejor hombre a su lado; Francisco y Nicole sabían que el día en el que chocaron en la calle fue la casualidad más bonita que les pudo pasar a los dos; pues fue un amor a primera vista.
Y así pasaron los años, Nicole se casó con Francisco y tuvieron dos preciosos hijos; su mamá y sus hermanas vivieron en una casa que fue comprada por Nicole, no les faltó nada, pues Nicole cumplió su promesa.

Seudónimo: La chinita